EL MOMENTO PRESENTE.

DOMINGO XVI - CICLO C

En aquel tiempo, entró Jesús en una aldea, y una mujer llamada Marta lo recibió en su casa.

Esta tenía una hermana llamada María, que, sentada junto a los pies del Señor, escuchaba su palabra.

Marta, en cambio, andaba muy afanada con los muchos servicios; hasta que, acercándose, dijo:

«Señor, ¿no te importa que mi hermana me haya dejado sola para servir? Dile que me eche una mano».

Respondiendo, le dijo el Señor:

«Marta, Marta, andas inquieta y preocupada con muchas cosas; solo una es necesaria. María, pues, ha escogido la parte mejor, y no le será quitada» (Lc10, 38-42).

 

COMENTARIO

 

¿Qué nos enseña en este texto María? A descubrir el valor del momento presente, de la vida tal y como nos llega.

Dios nos haba de dos maneras: a través de la Palabra en la Sagrada Escritura, pero, principalmente, a través de los acontecimientos.

El momento presente se presenta, a veces, envuelto en una nube impenetrable que nos impide verlo y vivirlo con claridad. Son unas ideas preconcebidas sobre cómo se deben hacer las cosas o un ego fuerte que busca protagonismo: que se me vea y que se me oiga. 

Esto es Marta: una mujer muy trabajadora, sí, pero quejosa de la vida. La queja es expresión de una frustración cuando algo no sale como queremos y echamos la culpa a los demás.

María, con su atención exquisita al momento presente, sin esquemas prefabricados ni egos personalistas, puede vivir su encuentro con Jesús en plenitud. Y entonces, ese momento se abre a dimensiones inexpresablemente bellas.

Cada acontecimiento de nuestra vida es como un sacramento. Y el abrazo a ese momento es portador de gracia eficaz que nos da luz y fuerza para asegurar bien nuestro papel.

María ha escogido la mejor parte, la Vida. Y eso no se lo podrán quitar.

 

                                          (E.A.)


Escribir comentario

Comentarios: 3
  • #1

    Marisa Argüelles (domingo, 17 julio 2022 17:49)

    Me gustaría vivir así cada instante, con atención, escucha, sin expectativas... Entonces aparece la alegría.
    Precioso comentario.
    Gracias

  • #2

    Casina (domingo, 17 julio 2022 20:57)

    ¡Me siento muy Marta! Y no me gusto nada. Menos mal que de vez en cuando dejo los afanes y me voy
    al convento para tomar el rol de María��

  • #3

    Sandra Marcela (lunes, 18 julio 2022 02:42)

    solo una cosa es importante..Gracias Señor,mi vida sin ti no tiene sentido