· 

Píldora de la semana: Vivir con confianza

Vivir con confianza.

 

Un pilar fundamental para vivir una existencia sana y feliz es LA CONFIANZA. Cuando nos sentimos segur@s y confiad@s afrontamos cualquier situación con serenidad, equilibrio y la certeza de que todo va a salir bien; con ese sentimiento de paz y satisfacción, ilusión y firmeza al mismo tiempo, que nos lleva a alcanzar nuestro objetivo a pesar de las dificultades. No importa de que se trate: un examen escolástico, una entrevista de trabajo, una cita importante, una competición o la realización de un proyecto: si actuamos con confianza no fracasaremos nunca.

Pero es también cierto que, en cuanto humanos, somos falibles; aunque tengamos mucha seguridad en nosotros mismo, también tenemos muchas debilidades y limitaciones que nos dificultan e incluso cuando parece que lo estamos haciendo todo bien, puede sobrevenir algún imprevisto que nos hunde o que estropea nuestros planes.

Efectivamente tenemos que reconocer que en realidad no tenemos el control sobre nada: “ni a uno solo de tus cabellos puedes hacerlo blanco o negro” nos avisa Jesús (Mateo 5: 36b). ¡Cuánta sensatez y verdad!

¿Entonces somos condenados a sufrir siempre inseguridad y miedo en nuestra humana imperfección? ¡No, en absoluto! Nuestro Creador es nuestra fuente de verdadera seguridad, estable come la roca: solo él es mi roca, mi salvación, mi baluarte; no vacilaré nos asegura el Salmo 62 (61) :3.

¿Qué podemos hacer entonces para adquirir esta sólida confianza y no dejarnos intimidar o desanimar frente a situaciones o personas? Aquí interviene nuestra píldora bíblica:

PROVERBIOS 3:5,6

Confía en Yahvé de todo corazón y no te fíes de tu inteligencia; reconócelo en todos tus caminos y él enderezará tus sendas”

NO TE FÍES DE TU INTELIGENCIA, aquí está la clave: darnos cuenta de que nuestra inteligencia (= capacidad de entender o comprender, de resolver problemas, conocimiento, habilidad, destreza y experiencia) es escasa y reducida, pero Dios es el Creador de nuestra mente y el Ingeniero Supremo del cosmos entero, su sabiduría es infinita en el espacio y eterna en el tiempo, ¡porque Él es también dueño del tiempo y del espacio! Por eso nos exhorta a CONFIAR EN ÉL DE TODO CORAZÓN, sin dudar, dejarlo todo en sus manos en vez que dejarnos llevar por nuestros pensamientos; callar la mente y abrir los ojos del corazón para RECONOCERLO EN TODOS NUESTROS CAMINOS. Dejamos de preocuparnos y confiamos en Dios totalmente, “como niños en el regazo materno”  (Salmo 131 (130):2) y Él “enderezará nuestras sendas”.

 

En el Antiguo y Nuevo Testamento, el Señor nos repite en muchas ocasiones : “no tengáis miedo!”, con estas palabras quiere asegurarnos de que si tenemos la certeza de que nada es imposible para Dios (Lucas 1:37) y nos encomendamos a Él con total confianza y agradecimiento, Él estará a nuestro lado y será nuestra segura fortaleza, como dijo a su pueblo al salir de Egipto: “No temáis; estad firmes, y veréis la salvación que Yahvé os otorgará en este día. (…) Yahvé peleará de vuestro lado; vosotros no os preocupéis.”  (Éxodo 14: 13,14)

¡HOLA A TOD@S!

 

Me llamo Sonia, vengo de Italia, tengo 46 años y el próximo 21 de marzo voy a empezar mi camino de vida monástica como postulante en la comunidad del monasterio benedictino S. M. de Carbajal en León.

 

Antes de que Dios me sacara de las tinieblas de una vida sin sentido (trabajo, casa, amig@s, fiestas.... y vacío) he pasado por muchas experiencias, buenas y malas, dando vueltas para arriba y para abajo, navegando a mi manera, intentando no ahogarme en el flujo continuo de la existencia.

 

Lo que no sabía, es que nuestro Padre Celeste nos ha dejado una preciosa GUÍA para vivir de manera PLENA Y FELÍZ y hacer frente a la multitud de situaciones que se nos presentan a diario, una verdadera “lámpara que ilumina todos nuestros pasos” -Salmo 119(118):105-, una fuente inextinguible de sabiduría y una ayuda en todos momentos difíciles: LA BIBLIA.

 

No penséis que la Biblia sea un libro anticuado, todo lo contrario! Dios es el Alfa y el Omega, el principio y el fin de todo, es decir, eterno, y asimismo lo es su Sagrada Palabra: ya veréis como su mensaje es siempre actual y eficaz, os garantizo, mucho más de cualquier manual de auto ayuda escrito por el hombre, pero sobre todo como va transformando vuestra vida si abrís el corazón y dejáis que el Espíritu Santo que la impregna obre en vosotros.

 

En este espacio voy a compartir semanalmente una “píldora reconstituyente” de la Biblia con su aplicación practica en la vida diaria, con la sincera esperanza que la voz de nuestro amoroso Padre, que es puro amor -1 Jn 4:16-, se convierta en la luz que ilumine vuestro sendero, así como inmerecidamente ha alumbrado el mío.


Notas importantes:

-Este espacio no pretende plantear ninguna análisis teológica o filosófica, sino ofrecer pequeñas sencillas recomendaciones basadas en las Escrituras para vivir mejor.

-La Biblia que utilizo es La Biblia de Jerusalén – Nueva edición totalmente revisada 2009.

-La numeración de los Salmos sigue el texto hebreo y, entre paréntesis, la griega (LXX) adoptada por la Liturgia.



Escribir comentario

Comentarios: 0